En nuestro despacho de abogados de Fuenlabrada ofrecemos una gran variedad de servicios. Contamos con expertos en diferentes ámbitos del Derecho. Y como en nuestras entradas pretendemos que conozcas mejor todos nuestros servicios, en este nuevo post nos vamos a centrar en la figura del defensor judicial, un papel que también realizan nuestros profesionales.

El cometido fundamental que tienen los defensores judiciales es el de representar o asistir a aquella persona incapaz en situaciones en las que no lo pueden hacer sus progenitores, el tutor o el curador.

Se nombra esta figura cuando hay conflicto de intereses entre el incapacitado y sus representantes legales o el curador. También cuando el tutor o el curador ha sido destituido de su cargo, mientras se nombra a otra persona que pueda desempeñarlo. En caso de que el tutor haya alegado alguna excusa para no ejercer la guarda mientras se nombra a otra persona que le pueda sustituir. Por último, en el proceso judicial de incapacitación, el ministerio Fiscal actúa como defensor judicial del presunto incapaz (si es el propio ministerio el que inicia el proceso se nombrará a otro).

Será el juez el encargado de nombrar un defensor judicial que proteja a la persona incapaz y a sus bienes. Las funciones también son asignadas por el juez, en función de las necesidades.

Si necesitas contar con la ayuda de un defensor judicial o simplemente buscas un buen despacho de abogados en Fuenlabrada no dudes en acercarte al nuestro.

En Sánchez – Alarcos & Abogados estamos a tu servicio para ayudarte en los casos más complicados.